Te cuento un sueño. Arcano five.

Estaba Cristóbal muy elegante y modeLnamente vestido de novio, a rayas (al estilo Guille el de MadriZ) impartiendo un taller de los suyos. De los nuestros, bah. Era en una especie de iglesia. Si, definitivamente. Era en una iglesia. Iba de un lado al otro del altar. Lo noté… ummm… un tanto disperso, por así decirlo. Como más pendiente de nosotros que de él mismo.

Pensé ‘Que raro C pendiente de ‘nuestra’ atención cuando en realidad es la concentración profunda en ‘su’ trabajo profundo lo que nos hace (a nos) estar atentos profundos y sin pestañear’. En fin. Esta espiral de pensamiento y reflexión que nos tiene entretenido/as a más de uno/a. Y cansado/as al resto/a, cla. Hasta en sueños. Hasta la victoria. Siempre.

En eso veo que estaba Alejandro. Sentado. Al frente pero al fondo. Vestidito todito con traje rojito. Camisa y zapatos blancos. ModeLno también, en todo caso. Me olvidé de C y su atención en nuestra atención y pensé ‘Que raro Alejandro vestidito de rojo’. Tooooodo es taaaaan raro. Ummm, pero este momento no me lo quita nadie! Y decidí mirarlo fijamente hasta despertar! ¿Sueño lúcido?

Abrí los ojos y dije: ‘Claro, es EL PAAAAAPAAAAA! Alejandro ES El Papa!

Arcano Five!’ Y ‘mi’ Papa lo tiene él. Sincronicidad? Y pum. Me bajó la regla con 14 días de retraso post acto psicomágico colectivo creativo. Noche de luna llena. Bu.

Una respuesta

  1. Y bien guapo que estaba el de Madriz…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: